INTERLUDIO

De fiestas patrias y otros demonios

Mariana León Medina

Viernes, 19 de septiembre de 2008

Como reportó ESCRUTINIO en su número anterior, la marcha Iluminemos México potenció un reclamo ciudadano que no ha tenido solución: la falta de seguridad. Respecto al tema habrá que pensar en los matices, por ejemplo, cuáles son las principales causas de la delincuencia, a menudo relacionada con la pobreza. Así que las propuestas de mayores penas a secuestradores, resultan más de lo mismo: cambios cosméticos, y estos muy peligrosos debido a nuestro sistema de justicia de usted-disculpé-nos-equivocamos. En recientes fechas, parece que lo que se dice no es más importante que cómo se dice. Porque esta vez hasta la presidenta de la fundación México Unido, aseguró que igual y no sirve de mucho, pero si la gente quiere la pena de muerte, pues que se instaure. La ola de violencia está lejos de terminar y la solución dista mucha de las ideas que aportan cada uno de los involucrados.

En su primer año de gobierno, Felipe Calderón optó por refugiarse en Guanajuato a la hora del grito, y es que la palabra “fraude” estaba más presente que nunca en la lexicología del mexicano. Ahora que Guanajuato  se ha caracterizado por ser el retiro oficial del primer mandatario en tiempos de crisis. Felipe Calderón, queriendo verse más firme que nunca, sin venda en la mano, dio su tradicional grito en la plancha del Zócalo capitalino. Gracias al apoyo de las bancadas no-queremos-más-granadas, Calderón ha evitado el formalismo incómodo; con esto puso fin al rito político, que había dejado ―de todas formas― de cumplir su función primigenia de hacer quedar bien al presidente en turno.

Calderón enfrenta nuevos problemas, y ahora no puede relacionarlos con el “viejo caudillo con ansías de poder”, el reclamo proviene de la opinión pública, siempre volátil, y siempre letal. Calderón ya no puede esconderse, así que no dudó ni un minuto en reprobar los “terribles actos de violencia en Morelia”, ahora tildados de narco-terrorismo. Felipe Calderón busca un nuevo enemigo en común, que no sea él, por supuesto.

Detour

El informe de gobierno dejó de centralizarse. Ahora es el momento perfecto para que todos los gobernadores suspirantes se expongan en los medios de la mejor manera que puedan. Enrique Peña Nieto, gobernador del Estado de México, aprovechó también las fiestas patrias para insertar notas hasta en los programas de espectáculos. El reportero relató, sin dejo de tendencias, el evento, enfatizando la gran labor que ha llevado a cabo el gobernador en el Estado. 

 

Opina sobre este artículo en el Foro preparado para ti

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s