El conflicto entre China, el Tibet y EU (I)

Manuel Cardoso

 

A unos meses de comenzar los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, el problema entre el Tibet  y China  resurge en los medios de comunicación, sobre todo después de las protestas de algunos grupos defensores de los derechos humanos y pro-tibetanos durante el recorrido de la antorcha olímpica.

A mediados de marzo, los reclamos en Lhasa, capital del Tibet, llegaron al saqueo y a la destrucción, algo contrario a la versión del Dalai Lama y Estados Unidos, pues según Higinio Polo en un artículo de Internet (http://www.larepublica.com), se incendio la compañía de luz y varios establecimientos de la minoría musulmana, además se lincharon a varios ciudadanos chinos.

Todo esto es distinto a lo dicho por el Dalai Lama. Según sus cifras, hasta el 17 de marzo había cien muertos, mientras que el gobierno comunista chino reconocía  trece.  Además, el representante tibetano  acusa  a China de  mantener un régimen de terror y hostigamiento hacia los monjes tibetanos, manteniendo  bloqueos a los monasterios de la capital y ocasionando la muerte de algunos de ellos por inanición, debido a la falta de alimento.

China también lanza acusaciones. Según ellos, debido al acercamiento de los juegos Olímpicos, los tibetanos están aprovechando para sabotear el evento, como una manera de desestabilizar al gobierno de Hu Jintao, presidente chino.

Por su parte, Hugo Chávez, presidente de Venezuela, atribuyó a Estados Unidos estar detrás de la manifestación del Dalai Lama y sus seguidores. ”Vean las imágenes de la violencia en el Tíbet. ¿Contra quién es eso? Contra China. Es el imperio (Estados Unidos) que quiere debilitar a China, porque China se levanta”, dijo Hugo Chávez durante un discurso el 23 de marzo del presente año.

Mientras tanto, Estados Unidos urge al gobierno de China por la solución del conflicto entre las dos partes. Exhorta a que el Hu Jintao  dialogue con el Dalai Lama como en alguna ocasión lo hizo Deng Xiaoping, líder chino que intentó llegar a un acuerdo.

Algunos gobiernos occidentales han hecho algún llamado por la solución del conflicto. Tan es así que algunos diplomáticos incluyeron el tema en el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

En la reunión, según una nota  de Gustavo Capdevila, la discusión más importante fue por parte de Warren W. Tichner, embajador de Estados Unidos y el representante de China, Qian Bo. El primero mostró la preocupación del pueblo estadounidense por la reciente ola de violencia en Lhasa. Mientras, Qian Bo, mostró su rechazo respecto a la situación de Irak y otros países. Así, el debate continúa… y el conflicto sigue…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s